.

.

viernes, 18 de octubre de 2013

¿PERO ESTO QUE ES LO QUE ES?



¿han enloquecido? ¿síndrome de Estocolmo?¿son unos hijos de la gran puta?... pues de todo hay, no me preocupa nada que vayan a desaparecer (electoralmente, aunque tal y como van con la bajada de pantalones no me extrañaría que ofreciesen sus nucas a los valientes gudaris amablemente) de las vascongadas, o que vayan a hundirse en las próximas elecciones generales, lo peor de todo es que antes los vendió el PSOE a los etarras, y ahora los vende el PP.

Si preguntamos a las víctimas del terrorismo y a la gente de bien que vive bajo la dictadura de las vascongadas tendrán como referente a San Gil, Iturgáiz o Mayor Oreja, ¿quienes son esos niñatos de Quiroga y Borja?.

Menos mal que el PP estaba con las víctimas, defendía el liberalismo económico y defendía España, si no lo llegan a hacer...

Pero no pasa nada, Mariano tiene un plan.

Sinceramente, uno está harto de leer mierda (ésto se las trae) en los periódicos pero una noticia así es lamentable.

2 comentarios:

  1. Mira, Don Isra, nunca me gustaron los peperos vascos a excepción de la San Gil y su adjunta (que se fué hace mucho), porque todos ellos además de PIJOS de gran altura son igual de baratos y vendidos que los bildutarras. Cuentan con los votos exclusivos de los adinerados del País Vasco, ya que la masa que ni es sociata ni nacionalista les vota. El pueblo o masa social suele tener olfato para detectar a los tontidelculo y a los falsos. Y éstos reunen ambas virtudes.

    También en MadriZ teneís una buena colección de peperos PIJOS y mangarranes pero soís muchos y algunos votos van a ellos porque creen que evitan a los sociatas en el Gobierno. Grave error : no hay la menor diferencia entre un Rubalcaba y un Rajoy salvo que el primero es más listo. Y puestos a hacer cotizaciones por las Malenis, Trujillo, Leire, etc. con la Mato y sus cientos de iguales da como resultado un empate en TONTUNEZ.

    Lo del cuadro ese del OJO DEL CULO es una muestra de cómo han llenado el famoso Gugenhein de Bilbao de mamarrachadas.

    ResponderEliminar
  2. Efectivamente Tella, mismo perro con distinto collar y ambos dos analfabetos con inteligencia limitada y propia de los mediocres llamados a mamar de la teta pública, a partir de ahora y aunque la sinceridad no es una de sus virtudes deberían limitarse a un eslogan "yo robaré menos (o intentaré que lo parezca)".

    Ya puesto el gilipollas ese podría autorretratarse comiensode un plato de lo que hace...¡mierda!

    ResponderEliminar